Blogia
El Viejo Rincón De Gromit

NAVIDAD: Día 9

Diantres! La de cosas que he escrito! DÍA 1, 2, 3, 4, 5, 6, 7 y 8.

Hoy es la NOCHE DE REYES, lo cual normalmente, salvo atasco indefinido, quiere decir que SSMMLLRRMMDO están a la vuelta de la esquina. Es más, yo ya les oigo y por eso mismo en breve saldré a las calles en su búsqueda. Quiero caramelos.
Si habéis sido buenos y además esta noche os vais a la cama tempranito, puede que mañana os levantéis y tengáis algún que otro regalo esperando debajo de vuestro zapato. Sí, he dicho zapato y no calcetín. Aquí se ponen zapatos si quieres tener regalos, y además bien limpios. Por todos es conocida la pulcritud de SSMMLLRRMMDO, y el que tiene los zapatos más limpios siempre tiene más regalos. Y caramelos.
Si no habéis sido buenorros durante el año pasado y encima hoy os quedáis trasnochando y viendo guarrerías en la tele, pues vais a tener carbón. Dulce. Y rico. Y sabroso. Un dulce negro. Increíble pero cierto. Podríamos pensar que es chocolate, pero no, y esa es la pega. Si SSMMLLRRMMDO trajeran chocolate a los malos malosos del mundo, yo sería uno de ellos. Sin duda. Y con caramelos en los bolsillos.
Leñe, cohetes, fuegos de artificio y fanfarrias. Estos tres están más cerca de lo que pensaba. Quiero caramelos. Y Gromitillo obsesionado con sus regalos, no se le ocurre otra cosa que ponerse a cotillear dejándose deslizar sobre ellos colgado del techo. Obsesión pura. Y yo quiero caramelos.
El caso es que no se que estaba contando, con tanta música marcial y cohetes no me entero. Les veo venir. Doblando la esquina. Mmm, caramelos. Los pajes llevan antorchas. Espero que tenga seguro de incendios. ¿Darán caramelos este año? Un caballo. Y encima un barbudo. Esperad, eso que lleva en el saco… ¿Son caramelos? Mmm, sí. Efectivamente. Caramelos. Me tengo que ir, que las calles están ya tomadas por hordas de pequeñuelos. Y yo, yo quiero caramelos.

Ciudad Sin Ley
P.D.: "SSMMLLRRMMDO" son "Sus Majestades Los Reyes Magos De Oriente"... Por si había dudas vamos...

ACTUALIZACIÓN
¡Ni uno! ¡Ni un caramelo! No se si me duele la cabeza de la tensión de la noche en sí, de un posible virus o de la mala leche que se me ha puesto. Más de media hora en la calle, con un frío del copón, esperando que vengan estos tres impresentables, y van y... ¡NI UN CARAMELO! Vale que mi situación no era la mejor del mundo, rodeado de padres ansiosos (mucho más que sus hijos), y que en el momento que un caramelo tocaba el suelo tres manos se peleaban por él, pero... ¡Demonios! ¡Un mísero caramelo! Gensanta. Hoy no va a haber agua para los camellos, ni whiskey para los "orientales". Hoy les voy a dar el turrón del año pasado. Y estoy pensando quedarme despierto y cerrarles la ventana cuando quieran entrar. Media hora los voy a dejar al fresco. Y cuando entren les voy a hacer comerse un kilo de caramelos que he comprado en el cadena cien. No tienen buena pinta ni incluso recien comprados. Se van a enterar. Mi reino por un mísero caramelo...

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

Roberto Leal -

jajajaja tio...desde luego no le das robado ni a un niño un caramelo jajajaj

Pats -

jajaja qué radical eres Gro!!
No te preocupues que la proxima vez que nos veamos te llevaré una bolsa entera de ellos!!

Espero que te hayan traido muchas cosas SSMMLLRRMMDO a pesar de todo ;)
MUAAAK
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres